El espacio gourmet Fleur, ubicado en un casino de Las Vegas, cuenta en su carta con la hamburguesa más cara del mundo. Lo que hace este platillo caro, cuesta cinco mil dólares, no es el sabor sino la bebida que lo acompaña y sus ingredientes selectos.

La bebida que lo acompaña es una botella de 1995 de Chateau Pétrus de Burdeos, uno de los vinos más exquisitos del mundo. Por supuesto, sus ingredientes también son de los más selectos, pero no tanto como la nueva versión de este manjar.

La hamburguesa Golden Boy, cuesta cinco mil dólares, sus ingredientes son: carne de Wagyu, la masa del pan incluye champán Dom Pérignon y está acompañada de caviar beluga, cangrejo real de Alaska, jamón ibérico español, aros de cebolla empanados en Panko japonés, trufa blanca, queso cheddar inglés, salsa barbacoa elaborada con café Kopi Luwak y Whisky escocés Macallan.

El ingrediente que más llama la atención de este plato, es que la hamburguesa se cubre con pan de oro y tras una elaboración de nueve horas es ahumada con whisky, esta hamburguesa pesa 800 gramos y ya ha sido agregada al libro Guinness de los Récords.

Para pedir esta hamburguesa debes de pedirla con dos semanas de anticipación y parar la mitad, lo mejor de esto es que el chef holandés ha decidido donar los ingresos de este plato a la caridad por motivos de la pandemia.