Un usuario en redes sociales denunció que pidió a través de la página en línea de Sears un iPhone SE y una vez que le llegó el paquete al abrirlo se llevó una sorpresa.

Y es que el cibernauta Salvador Gómez indicó que ya pagado el iPhone y al llegarle el paquete, el cual estaba envuelto con el logo de Sears, al abrirlo vio nada más y nada menos un jugo Boing de guayaba.

Incluso en el post agregó las imágenes del supuesto paquete, en la publicación etiquetó a Sears y a Profeco para que le hagan la debida atención y poder obtener su iPhone o su devolución.

En tanto, la cuenta oficial de Sears le respondió que mandara un mensaje directo con sus datos y darían seguimiento a su caso, a su vez, la página de Profeco también le escribió que están abiertos a ayudar en su situación.

Ante esto, otro usuario respondió que él es trabajador de Sears y describió que en la actualidad, es un problema meter líquidos a las instalaciones, sin embargo, lo tranquilizó al decirle que siempre se graban los procesos de empacado.