A través de sus redes sociales, una mujer denunció el robo de su bicicleta por lo que pedía ayuda para recuperarla.

“Me sacaron de mi casa la bicicleta, si alguien sabe algo por favor me avisa cualquier información que tengan. Si pueden compartir también me ayudarían. Desde ya muchas gracias”, escribió.

La publicación se compartió muchas veces y al parecer le llegó al ladrón, quien se sintió culpable por lo que hizo.

Al poco rato tocaron la puerta de la afectada. Cuando Catalina Parodi (así se hace llamar en Facebook) abrió la puerta encontró la bicicleta y junto a ella una pequeña carta.

“Hola. Disculpa. No volverá a pasar. Era por necesidad. Gracias”

La acción llevó a Catalina a compartir lo que acaba de vivir y escribió que lo perdonaba.

“Te perdono de todo corazón y agradezco que me hayas devuelto la bici. Pido a Dios que te bendiga y puedas dejarte ayudar”