La compañía de seguridad informática Bitdefender descubrió 17 aplicaciones para teléfonos móviles que, aunque no pueden ser catalogadas del todo como programas maliciosos (“malware”), hacen uso de tácticas poco éticas para ocultar su presencia y bombardear al usuario con molestos anuncios y publicidad.

Esta semana la empresa publicó la lista completa en un informe. Se trata de aplicaciones de la tienda en línea Google Play, que incluye juegos, papeles tapiz y herramientas varias para el hogar y la oficina. A pesar de su potencial peligro lograron mantenerse en línea y esquivar los sistemas de revisión de Google, generando más de 550 mil descargas en total.

Entre las estrategias que les permitieron a estos programas volar por debajo del radar destacan la espera de 48 horas antes de esconderse dentro del dispositivo, dividir su código en múltiples archivos de recursos y esperar para mostrar sus anuncios hasta cuatro horas luego de ser instalados. No obstante, la principal razón es que, a diferencia de otros, cumplen con ofrecer lo que prometen a sus usuarios.

Bitdefender explica que estas aplicaciones incluyen un componente secundario con el código malicioso, que imposibilita su detección inmediata como “malware”.