Los servicios de streaming como Netflix o Hulu suman 19 por ciento de la televisión que se ve en Estados Unidos, prácticamente el doble que hace menos de dos años, según un reporte publicado el pasado miércoles.

Un estudio de Nielsen muestra la rapidez con la que los consumidores están adoptando el streaming como una alternativa a la televisión convencional. El porcentaje de tiempo viendo streaming ha pasado de 10 por ciento en un estudio de Nielsen de marzo de 2018 a 19 por ciento durante los últimos meses de 2019.

Más de la mitad de los consumidores con la capacidad para ver televisión por streaming están suscritos a dos o más servicios, encontró Nielsen. Y, en un sondeo, 93 por ciento dijo que planea aumentar o mantener esa cantidad.

Dichas cifras resultaron alarmantes para los empresarios de programas de televisión abierta, según revelaron fuentes a medios internacionales.