Es perfecta para contolar la tensión y para ayudarnos a proteger nuestro corazón. Toma nota de las propiedades de la remolacha que nos ayudarán a estar más sanos.

Llena de vitaminas y minerales la remolacha es una hortaliza que por su sabor dulce se emplea mucho en la cocina para hacer recetas de lo más variadas, desde purés o gazpachos a deliciosos zumos con los que cargarnos de energía. En la cocina moderna se emplea mucho y resulta muy vistosa en los platos y preparaciones por su potente color.

Nutrientes de la remolacha

La remolacha, muy popular gracias a su dulce sabor, es una fuente de nutrientes importante. Algunos de ellos son los siguientes:

Contiene potasio y vitamina C en grandes cantidades, así como ácido fólico. De hecho su contenido en ácido fólico es muy importante y se calcula que 100 gramos cubren la tercera parte de las necesidades diarias de ácido fólico de un adulto.

Otro mineral importante es el fósforo, pero también hierro y yodo, minerales todos ellos importantes.

En cuanto a las vitaminas, además de la mencionada vitamina C, la remolacha contiene grandes cantidades de vitaminas del grupo B (en concreto B1, B2,B3 y B6)

Para sacarle el máximo partido a todos estos nutrientes de la remolacha, los especialistas recomiendan tomar la remolacha en forma de zumo o jugo natural. Para la absorción de estos es la forma óptima de consumo. Además el zumo de remolacha ayuda a controlar la tensión.