ALTAMIRA.- Debido al incumplimiento que existe por parte de empresas constructoras para efectuar trabajos de reparación, la administración actual procedió a cancelar su participación para futuros proyectos.

Roberto Castro Cepeda, director de Obras Públicas de Altamira, precisó que finalizó el plazo para ejercer la garantía para la reparación de algunas obras que fueron detectadas con fallas en su ejecución durante la presente administración.

El Ayuntamiento tendrá que realizar la reparación de las mismas en fechas próximas con recursos propios, aunque desconocen la inversión que destinarán, pero será para evitar que se presenten daños en un futuro. Son un total de doce obras que presentan fallas en su construcción.

Por tal motivo, determinaron que las empresas que participaron en dichas obras serán imposibilitadas a realizar proyectos dentro de la presente administración.

“No podemos obligar a las compañías a cumplir con la reparación, ya que venció el plazo de la garantía, pero tendremos que aplicar otras estrategias”, abundó.

Castro Cepeda, agrega que espera adquirir un equipo transformador de energía para incrementar la resistencia y cambiar el cableado para soporte de equipo de aire acondicionado en la Presidencia Municipal, dado a que la constructora no hizo los trámites necesarios.

Ante la serie de problemas, se han emprendido medidas para que, las empresas que ganen la licitación de alguna obra, cumplan con los estándares, además de efectuarla con material de excelente calidad, entre otros aspectos.