Ante el intenso calor que se espera para las próximas semanas con motivo de la canícula, la Comisión Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios (COEPRIS), intensificará los operativos de revisión a establecimientos de alimentos, purificadoras de agua, supermercados y puestos ambulantes.

Entre los aspectos que se estarán verificando, uno de ellos es el cumplimiento de las normas de higiene, así como la correcta manipulación de los alimentos.

“Durante todo el año se efectúan estas acciones, obviamente en esta temporada se refuerzan los trabajos y no sólo en los establecimientos de comida y supermercados, también en las purificadoras y en los puestos ambulantes para descartar algún riesgo para la población en temas de salud”, indicó el Comisionado Estatal para la Protección contra Riesgos Sanitarios, Oscar Villa Garza.

En lo que va del año, trascendió que se han realizado 428 verificaciones en puntos de venta de carne así como también 60 revisiones a tiendas de autoservicio ” y hasta el momento no hemos encontrado ningún factor de riesgo a la salud”, pero reiteró que estas acciones se van a redoblar en los días subsecuentes.

Villa Garza advirtió que en caso de llegarse a detectar alguna irregularidad en la venta de alimentos o agua, la institución actuará con firmeza, no dudando en clausurar o decomisar alimentos que pudiera poner en peligro la salud de los comensales.

Además de los negocios, el funcionario Estatal añadió que en esta temporada también se trabaja en la difusión de las medidas de higiene y el manejo correcto de los alimentos en los hogares y donde generalmente surge el mayor número de casos de personas intoxicadas por ingesta de comida y particularmente el pollo.