Los 6.5 millones de pesos que el gobierno federal requiso al ayuntamiento de Victoria por concepto de adeudos por derechos de agua , hace necesario eliminar plazas de altos funcionarios o bajar sueldos y compensaciones al grupo de asesores del alcalde Xicoténcatl González Uresti.
La regidora de Movimiento Ciudadano (MC) Karleni Miroslava Perales Escalante dijo que ante la disyuntiva de un nuevo embargo para este mes de marzo, sería necesario el recorte de compensaciones a funcionarios de primer nivel.
El corte nominal propuesto empezaría, según la asambleísta naranja, hacia el grupo más cercano al alcalde, como es el caso de José Carlos Álvarez Anaya, Felipe Eduardo San Martín Rodríguez, José Alberto Maldonado Núñez, Vital Tamez Reyes, Arnulfo Torres Villarreal, Hernán Hinojosa, Arturo Carlos Sepúlveda Lerma y David Antonio Chavira Cano.
“En específico hacia los asesores del alcalde pues esto representa una gran gasto corriente para la administración municipal, mientras que se están viviendo recortes federales, situación que afecta a las finanzas del ayuntamiento”
En este sentido dijo que el quebranto de 6.5 millones de pesos de parte del programa de Fortamun, generará que sea más complicado el pago de gasto corriente de la administración municipal, puesto que ya se tienen varios pasivos sobre todo en el tema de la Comisión Municipal de Agua Potable y Alcantarillado (COMAPA) de Victoria, que tiene adeudos por más de 120 millones de pesos.
Recalcó que sería bueno hacer estudios y recortes en la nómina municipal, sobre todo con los funcionarios de primer nivel para que sean ajustadas sus compensaciones y así bajar un poco esta erogación.
Manifestó que estos ajustes se deberían de hacer siempre y cuando no se afecten a los trabajadores que menos ganan en el Ayuntamiento para poder equiparar y cubrir los pasivos correspondientes.
“Yo creo que los asesores deben de estar al pendiente de este tipo de situaciones, porque no es justificable que uno de estos asesores incluso gane más que los regidores por eso los compañeros de la fracción del PRI pidieron por escrito lo que ya es toda la nómina para que se haga una justificación de esos sueldos tan elevados”.
Finalmente dejo en claro que estos ajustes se deberían de hacer sin afectar a la base de trabajadores municipales.