Ciudad Victoria, Tamaulipas.- El líder de la sección 30 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación, Rigoberto Guevara Vázquez, llamó a los integrantes de la LXII legislatura de Tamaulipas a dejar de lado las diferencias políticas y dar entrada para aprobar a la brevedad posible, la armonización de la Reforma Educativa.

Lo anterior, luego de que el Congreso de Tamaulipas se negara a dar entrada a la reforma educativa y ser así uno de los 17 congresos que avalarán la reforma educativa propuesta por el presidente.

Señaló que en esa reforma van muchas propuestas que los maestros de Tamaulipas y del País que se hicieron en los foros educativos que se realizaron para fortalecerla.

Guevara Vázquez, consideró que los diputados locales se han quedado atrás al mostrarse omisos en esta acción legislativa.
“Hago un llamado a los diputados locales, a la Junta de Coordinación Política del Congreso de Tamaulipas, a dejar a un lado sus diferencias políticas y pensar en los trabajadores de la educación en esta armonización de la Reforma Educativa, en donde se eliminó lo punitivo, esperamos su contribución y cabal cumplimiento de su responsabilidad, para cumplir a Tamaulipas, a sus representados y a los Trabajadores de la Educación”,

Recordó que el dictamen referente a la Reforma Educativa, requiere de la aprobación de por lo menos 17 Congresos en el país, por lo que es necesario que el Congreso de Tamaulipas, sea congruente y reconozca también a los niños y jóvenes contribuyendo así a mejorar la calidad de la educación y siempre pensando en la defensa del artículo 3º Constitucional, como lo dejaron plasmado los maestros de Tamaulipas, en las propuestas planteadas en los 15 foros educativos que se realizaron para este fin .

Refirió que al momento y en base a la información que se tiene hasta este martes, suman 10 los Congresos estatales, los que han dado su visto bueno a la reforma Educativa, “el primero de ellos, el Estado de Morelos, seguido por el Congreso de Tabasco, Chiapas, Oaxaca, Colima, Zacatecas, Tlaxcala, Hidalgo, Campeche y Chihuahua, algunos de ellos como Tamaulipas, ni siquiera en su agenda legislativa lo contemplan, lo cual atenta contra el magisterio y la educación de los niños y jóvenes de la entidad”.