La Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y de Alimentos Condimentados, observo que, durante las bajas temperaturas disminuyó la cantidad de gente que llega a un restaurante, pero si vio aumentado el servicio a domicilio.

Pablo Reyna Quiroga presidente de la CANIRAC en Tamaulipas explicó que con las bajas temperaturas y el intenso frío la gente no salía y se mantenía en casa, pero el comportamiento en una temperatura baja la gente tiende a aislarse y pernoctar en sus casas, por eso se incrementó el servicio a domicilio y el pasar a recoger, ese fue el fenómeno que estuvimos experimentando.

No obstante, en le tema de los apagones que también se registraron por las intensas temperaturas, indicó que esto no fue un golpe tan fuerte como se pensaba, luego que algunos negocios de este rubro cocinan con gas o con leña.