La organización de defensa de periodistas ARTICLE 19, publicó la segunda alerta del año en contra de la agresión a un periodista en Ciudad Victoria.

Se trata de la alerta condenando la agresión de Julián Hernández, jefe de prensa del PAN de Tamaulipas en contra del periodista Enrique Jonguitud Blanco, quién fue golpeado y amenazado por el Jefe de prensa en Ciudad Victoria, mientras realizaba la cobertura de la Asamblea Estatal del PAN en la entidad el 8 de septiembre de 2019.

Previo a esta alerta, ARTICLE 19, hace menos de un mes ya había alertado también por una campaña de desprestigio con violencia de género por parte de personas desconocidas en contra de la periodista Shalma Castillo, quién también fue agredida físicamente por la Jefa de Prensa del Gobierno de Ciudad Victoria, Gloria Montalvo.

En entrevista con ARTICLE 19, el periodista Enrique Jonguitud explicó que se encontraba realizando una  entrevista en las afueras del gimnasio multidisciplinario de la Universidad Autónoma de Tamaulipas, a la diputada local María de Jesús Gurrola Arellano, debido a que le fue negado el acceso que había solicitado mientras portaba el gafete que lo identificaba como periodista. Fue durante esa entrevista que  Julián Hernández golpeó en la espalda a Enrique, amenazando con tomar represalias en su contra si publicaba o daba a conocer tal agresión.

Asimismo, Enrique afirmó que tuvo comunicación vía telefónica con el dirigente del PAN el día de ayer, para solicitarle una aclaración respecto de la agresión cometida por el  jefe de prensa. Sin embargo, el periodista contó que el mensaje que recibió fue que se había tratado de “un pleito entre dos personas”, negando cualquier responsabilidad por parte del partido político respecto de los hechos de uno de sus militantes.

ARTICLE 19 sentenció que por ningún motivo se deberá censurar o agredir a quien pretende documentar, por lo cual, condenan enérgicamente estos actos contra el periodista y exigieron que al PAN que se pronuncie al respecto o en su caso, sancione la conducta de su militante y se comprometa a tomar  las medidas correspondientes para evitar este tipo de agresiones.

Siguieron además que se dé cuenta a las autoridades ministeriales para investigar y sancionar la agresión.

“Solicitamos a la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos cometidos contra la Libertad de Expresión (FEADLE) investigue los hechos correspondientes al delito de lesiones y amenaza cometidos en perjuicio del periodista, en tanto que se realizó con motivo de su labor periodística”, concluyó.