En este año, Victoria contará en la supervisión de bebidas alcohólicas con una virtual nueva figura, que en los hechos serían “inspectores-policías”, mediante la creación de un reglamento interno que sumará al objetivo de vigilar y regular el manejo de esos productos, el proteger a los ciudadanos de posibles abusos o extorsiones.

A fin de hacer más transparente esa función pública, el Ayuntamiento capitalino decidió incorporar al Departamento respectivo a egresados de la Universidad de Seguridad Pública y Justicia del Estado para que funjan como inspectores, informó Juan Luis Domínguez Vargas, titular del área.

Estos inspectores no sólo tendrán funciones de verificación de las licencias de alcohol y su cumplimiento en fiestas y espectáculos, sino en una facultad no usual en esa área, también mantendrán el orden en la venta de estos productos en sitios públicos comunes.

Para confiar en su labor, los mismos acreditarán que no cuentan con antecedentes penales y deberán someterse a exámenes de antidoping, señaló la misma fuente, quien agregó que por el momento los futuros inspectores están en proceso de capacitación jurídica que les imparte la Fiscalía Anticorrupción.

“Ya tenemos seis que todavía no están en funciones, son jóvenes egresados de la Universidad de Seguridad Pública y Justicia del Estado que se sumarán a otros más con experiencia y trayectoria en diversas áreas”.

Destacó que por el momento el Departamento tiene poco trabajo por lo que hasta ahora sólo cuenta con 12 personas para realizar las tareas cotidianas.