Las autoridades reportaron que salvaron árboles prehistóricos de la especie ‘Wollemia nobilis’, o pino de Wollemi que creían extintos hasta hace poco.

En 1994 descubrieron cerca de 200 ejemplares de esta especie de pino en bosques templados húmedos que están 150 kilómetros al noroeste de Sidney.

A esta especie la consideran también un “fósil” viviente que recibe el nombre de “árbol dinosaurio”.

El ministro de Medio Ambiente del estado de Nueva Gales del Sur, Matt Kean, comentó que “el Parque Nacional Wollemi es el único lugar del mundo donde estos árboles se encuentran en la naturaleza y, con menos de 200 ejemplares, sabíamos que teníamos que hacer todo lo posible para salvarlos”.

Los bomberos apagaron el fuego que avanzaba por el pasto hacia estos árboles, que están en un lugar no revelado para proteger a los árboles.

De acuerdo con reportes, hicieron los bomberos una barrera contra el fuego con agua, químicos extintores desde el aire y en la tierra.

Algunos árboles sufrieron quemaduras pero la especie sobrevivirá.

En su apogeo creen que el pino de Wollemi conformaba grandes bosques a lo largo y ancho de Australia, Nueva Zelanda y Antártida.

Además reportaron caída de lluvia en la región, así que esperan que termine la amenaza.