En un informe preliminar, las autoridades indicaron que la aeronave se desplomó en una región selvática en la Amazonia, y que las seis personas que viajaban a bordo perdieron la vida.

De acuerdo al Centro de Investigación Policial de la Región de Beni, lugar donde ocurrió el accidente, después de caer en plena selva, la avioneta se incendió consumiéndose rápidamente, provocando que los seis pasajeros fallecieron en el lugar.

Los reportes detallan que la aeronave era piloteada por dos militares y transportaban a cuatro civiles, quienes eran llevados desde la ciudad de Riberalta a Cobija, en la Amazonía.

Trascendió que después de que la aeronave se estrellara, fueron pobladores del lugar quienes ayudaron a sofocar el incendio en la unidad antes de que llegaran los servicios de emergencia.