Estados Unidos confirmó que las fuerzas del presidente sirio Bashar al Asad usaron armas químicas en mayo, dijo este jueves el secretario de Estado, Mike Pompeo.

“Estados Unidos ha concluido que el régimen de Asad usó cloro como arma química”, dijo Pompeo a periodistas, asegurando que el ataque no quedará “sin respuesta”.

En la conferencia de prensa, Pompeo también advirtió que estos ataques no quedarán sin castigo.

“Estados Unidos no permitirá que estos ataques se queden sin respuesta”, continuó, y añadió que la inteligencia estadounidense lleva meses analizando los detalles del suceso de mayo y ahora está “muy segura” de que el ataque implicó el uso del gas cloro y lo cometieron fuerzas fieles a Al Asad