Por medio de su presidente, Daniel Levy, el Tottenham anunció este martes que más de 500 de sus empleados, a excepción de sus jugadores, sufrirán una reducción del 20 por ciento de sus sueldo con el fin de disminuir el impacto de la crisis economía creada por la pandemia de COVID-19.

Tomamos la difícil decisión, con el fin de proteger los empleos, de reducir la remuneración de los 550 directores y empleados (que no juegan) para abril y mayo en un 20 por ciento
Daniel Levy
Por medio de un comunicado, el dirigente explicó que el conjunto londinense tomó como ejemplo a lo realizado por clubes como el Barcelona, Juventus y Bayern Múnich, por lo que decidió proteger los intereses de sus integrantes con la medida.

“Las operaciones del club han cesado efectivamente, algunos de nuestros fanáticos habrán perdido sus trabajos y la mayoría estará preocupada por su futuro”, explica Levy.

Aunado a lo anterior, la incertidumbre de cuándo se reanudará la Premier League pone en una complicada situación a sus patrocinadores y medios de comunicación que pagan los derechos de transmisión.

“Todos tendremos que trabajar juntos para garantizar que el impacto de esta crisis no perjudique la estabilidad futura del club”, expresó el presidente de los Spurs.