El destino, o la falta de oficio futbolístico, se empeña a que en México las desilusiones sean más fuertes por lo cerca que se queda de la gloria. Generaciones pasan, torneos llegan y se van, y los representativos nacionales no terminan por dar el salto para que los éxitos sean más recurrentes que los fracasos. Rusia 2018 fue uno de los golpes más nuevos que pegaron duro.

México se sintió poderoso al vencer a Alemania en el inicio, pero de ahí volvió pronto a la “realidad” al quedarse en el cuarto partido. Un año y cuatro meses después, la Sub 17 se quedó a 10 minutos del título mundial que finalmente se llevó Brasil porque le dio la vuelta a México a partir de un polémico penal.

EL PRIMER ‘#NOERAPENAL’ Antes de estos dos descalabros, el final en Brasil 2014 fue doloroso porque en Cuartos de Final el Tricolor superó por amplios momentos a Holanda, hasta que se desinfló y permitió la resurrección tulipán, en buena medida gracias al dramatismo de Arjen Robben y el penal que valió el empate para pronto después marcar el 2-1 que volvía a dejar a México con los sueños rotos.

EL ANTERIOR SUBCAMPEONATO SUB 17 En el 2013, otra vez en Mundial Sub 17, pero ahora en los Emiratos Árabes Unidos, México perdió la Final en una Copa del Mundo que ilusionó al dejar fuera Brasil y a Argentina en la serie de penales en los Cuartos de Final y por 3-0 en la Semifinal , respectivamente. Ya en la Final, Nigeria goleó 3-0 a México para propinar un descalabro importante, justo cuando venía como monarca al ser campeón en 2011.

SIEMPRE ARGENTINA La Albiceleste ha sido el verdugo más doloros porque eliminó 3 veces consecutivas a México. Primero en Copa Confederaciones 2005 que se definió en penales, después con el golazo de Maxi Rodríguez en Alemania 2006 para quedar fuera en Cuartos de Final, en un partido que el Tri empezó ganando, y luego con la goleada 3-1 en Sudáfrica 2010 en la misma fase.

PARECÍA EL MOMENTO Corea-Japón 2002 llenó de ilusión porque el rival en Cuartos era el conocido Estados Unidos. Sin embargo, el Tri del Vasco Aguirre perdió ante el equipo que muchas veces había vencido en Concacaf. Francia 1998 fue otro golpe importante ya que la anotación de Luis Hernández en los Octavos de Final ante Alemania daban para soñar, pero en el segundo tiempo, Jürgen Klinsmann a 15 minutos del final, y después, Oliver Bierhoff al minuto 86’ rompieron las esperanzas aztecas, justo cuando México rozaba la gloria, como sucedió este domingo en Brasil con la Sub 17.