El estelar alero de Los Angeles Lakers, LeBron James, evoluciona bien de su lesión en la ingle izquierda, sin embargo se perderá al menos tres partidos más de la temporada regular en la NBA, anunció este jueves la franquicia californiana.

James no juega desde el pasado 25 de diciembre, cuando los Lakers derrotaron en Navidad a los Golden State Warriors.

“LeBron James fue evaluado hoy por el equipo médico y físico del equipo. La recuperación de James de su lesión en la ingle está progresando y se le ha permitido aumentar el ritmo de sus movimientos en la pista”, apuntó el equipo en un comunicado.

Los Lakers señaló que la siguiente actualización sobre el estado de LeBron se dará a conocer el 16 de enero, por lo que no saltará a la pista al menos durante los tres próximos encuentros.

Los Lakers perdieron cinco de los ocho partidos que disputaron sin ‘El Rey’ y actualmente son octavos de la Conferencia Oeste, con un balance de 23 victorias y 19 derrotas.